LOS CONDUCTORES “EL GRAN NEGOCIO PARA EL AYUNTAMIENTO DE MADRID”

madrid

Desde la llegada a la Alcaldía de la Sra. Manuela Carmena, los conductores no hemos visto sometidos a una persecución por parte de la administración municipal para que dejemos de usar nuestros vehículos particulares.

  • Primero, por la absoluta incapacidad de previsión y gestión en la activación de los protocolos de alta contaminación, que ha supuesto que los conductores no dispusiéramos de  información y nos mantuvieran en vilo a los madrileños ya que no supimos hasta la media noche si podíamos o no usar su vehículo.
  • Segundo por una política de peatonalización en el centro de Madrid hace imposible el acceso. Se convierte en un laberinto, una vez que estas dentro,es imposible que salgas sin un a multa. ¡No hay escapatoria posible¡

Estas medidas se imponen sin establecer alternativas de transporte público eficaz, ni se hacen en coordinación con el Consorcio de Transportes. Como muestra de está descoordinación el Ayuntamiento de Madrid en el último Pleno ha acordado que el servicio de transporte público sea gratuito en los periodos de alta contaminación, la Presidenta de la Comunidad de Madrid rápidamente ha respondido que no se puede asumir.

  • Tercero la operación asfalto que desde la época de Tierno Galván se hacía durante el mes de agosto, por razones evidentes, se está realizando en los meses de noviembre-diciembre, lo que va a suponer un colapso de la ciudad,.
  • Cuarto han tomado la decisión también de forma unilateral de cerrar al tráfico la Calle Gran Vía, durante el periodo navideño, decisión que esperemos no sirva para «colapsar la ciudad» y que Madrid se convierta «en un infierno».

A todo esto hay que añadir la presión fiscal a la que se somete a los conductores a través de multas, sanciones, impuestos y tasas. Como ejemplo os damos los siguientes datos sobre la recaudación solamente del Servicio de Estacionamiento Regulado:

Según la liquidación del Presupuesto 2015 se ingresó en el Ayuntamiento de Madrid el siguiente importe:

  • 80 millones de euros en concepto de pago por aparcamiento (tickets expedidos por parquímetros, pago a través de  aplicaciones aparcamiento SER);
  • 5,3 millones de euros en concepto de estacionamiento de residentes (autorización de estacionamiento para residentes, es decir, la antigua tarjeta del SER)
  • 1,3 millones de euros en concepto de autorizaciones de estacionamiento de vehículos comerciales e industriales.

Respecto a las multas, en 2015 se impusieron un total de 1,2 millones de infracciones relacionadas con el Servicio de Estacionamiento Regulado. Vía recaudación en periodo voluntario (es decir pronto pago), en 2015 se recaudó un total de 18 millones de euros que correspondieron con 468.882 infracciones.

No contentos con esta recaudación en  2017 suben el SER un 50% a los vehículos más contaminantes y a los vehículos de más de 5 plazas (mono-volúmenes) usados por familias numerosas, no por millonarios, es decir, se benefician de esta medida todos aquellos vecinos que tengan recursos económicos para cambiar de coche lo que no está al alcance de muchos vecinos.

Los conductores aportamos a las arcas Municipales importantes ingresos por lo que exigimos que se nos permita circular libremente sin hacernos sentir culpables cada vez que cogemos nuestros vehículos y sin sangrarnos a impuestos y multas, los problemas de contaminación en Madrid no se pueden imputar exclusivamente a los vehículos, cuando también contaminan las calderas, las industrias y demás agente contaminantes, sobre los que el Ayuntamiento de Madrid no toma ninguna medida.

El uso privado de los vehículo de Madrid, se realizan por necesidades de desplazamiento de trabajadores y familias! Nos gustaría que el uso de los coches, no se convierta en un bien de lujo, que solo puedan utilicen quienes puedan hacer frente a las cargas fiscales que esta estableciendo el Ayuntamiento de Madrid

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *